Microrrelatos del misterio: «Los dos planetas»

ws_Child_of_Eden_Artwork_1920x1080

Esta es una imagen del videojuego Child of eden del artista Tetsuya Mizuguchi. En base a esto, hoy os presentamos una nueva entrega de microrrelatos del misterio, de los que ya conocéis las normas: menos de 100 palabras, en una historia que pueda inspiraros la fotografía de este post y que debe empezar con la siguiente frase:

“Las cadenas de ADN…”

Este es nuestro microrrelato:

Los dos planetas llegaron al punto de no retorno mientras que las últimas élites Ejazid aún salían de su precioso planeta azulado. Toda la federación aguardaba sin intervenir el momento del gran choque, el inevitable cataclismo predicho por el auriga de Nima, hace cientos de años. Pudieron salvar a los pobres Ejazid pero prefirieron grabar el gran estallido. Aunque aún quedaba gente allí, la operación salió bien: los índices de audiencia se multiplicaron exponencialmente aquella noche. Les valió la pena coger el mejor ángulo.

Ufopolis.com 2013

 

6 comentarios en «Microrrelatos del misterio: «Los dos planetas»»

  1. LOS DOS PLANETAS, incineraron su vida. Corría el año 2001 cuando unos hombres de negro visitaron repentinamente su sencillo observatorio ubicado en un pueblito cercano a Valparaiso,llamado Villa Alemana. Su charla fue amena y breve, no doro mas de una hora. Estos hombres al dejar su humilde casa, sigilosos sin dejar rastro alguno, pasaron a ser un tanto dudosos para mi.De inmediato note a Muñoz Ferrada nervioso y caris bajo.El hallazgo hecho hace poco por este prodigioso astrónomo, llego a oídos de la NASA. Celosos y omnipotentes por no ser ellos los descubridores del destructor HERCULOIDE tramaron su repentina muerte que fue curiosamente dos días después de esa misteriosa visita……….

  2. Este astrónomo paso hacer molestoso para algunos…por sus acertadas predicciones de gigantescos sismos,haciendo fallecer injustamente a mas de 40 mil personas en Chile.Estos dos planetas producirían estragos en el mundo, traerían terremotos, inundaciones y explosiones volcánicas, después del 2012. Prefirieron callarlo, Muños Ferrada aterraría a la humanidad. Sus vaticinios, se cumplirían a cabalidad, no teníamos para donde arrancar. Todos contemplábamos el incógnito ISON, sin saber que detrás del sol negro estaba El.Planeta X, cuerpo infrarrojo esquivo, que traería grandes cataclismos y muerte. Benditos los sobrevivientes a este choque entre el ISON y el planeta errante HERCULOIDE porque extirparia para siempre…la maldad y la injusticia. .

  3. perdón !!!!! HERCOLUBUS. después de este vergonzoso impasse le dedico esta historia ficticia a CARLOS MUÑOZ FERRADA. en agradecimiento a su abnegada labor de investigacion del espacio. saludos!!!

  4. interesantes tus microrrelatos Maria Jose, interesante,pues podría suceder. El cometa ISON, es un cuerpo celeste a observar detenidamente. Tengo serias dudas que algo se nos oculta. En mundodesconocido hay un analsis serio sobre ese cuerpo del espacio en ruta hacia nuestro planeta. saludos.

  5. LOS DOS PLANETAS SE ENCONTRABAN EN UN ESTADO MUY ESPECIFICO… UN ESTADO DE FLUJO.
    ERA TAN IMPERCEPTIBLE, TAN SUTIL, QUE NI CON TODO EL ARSENAL CIENTIFICO LO HUBIERAN NOTADO, Y AUN ASI HABIA CONVULSIONES INTERNAS EN SUS NUCLEOS TAN PODEROSAS COMO SUPERNOVAS.
    LO QUE BUSCABAN ERA VOLVER A SU ORIGEN.
    POR ALGUNA RAZON EN UN PRINCIPIO NO ERAN DOS, ERAN UNO.
    LAS MISMAS LEYES QUE LOS HABIAN SEPARADO INTENTABAN CREAR ESAS CONEXIONES CON LAS QUE VOLVERIAN A CONVERTIRSE EN LA MEGAESFERA.
    EL PROCESO SERIA MUY LENTO, PERO INMINENTE, Y UNA VEZ CONCLUIDO… EL UNIVERSO NO VOLVERIA A SER EL MISMO.

  6. Los dos planteas llevaban muchos años observándose, esperando el mágico instante. Por momentos se atraían de manera irrefrenable, a ratos uno orbitaba alrededor del otro, sin saber bien el momento en que aproximarse; en algunas ocasiones chocaban fragmentos desprendidos de sus esencias, dando lugar a instantes de una belleza difícilmente igualable. Llegaron los observadores en la etapa aditiva y, ante sus asombrados ojos, los protoplanetas no se absorbieron, todo lo contrario, parecían aguantarse la mirada, como si la existencia de uno fuera lo único que mantenía suspendido al otro en el vasto infinito, hasta que con arrojo se abalanzaron para crear un nuevo sistema solar. Les faltaba que su estrella regente acabara de encender para quedar más o menos libres, en sus órbitas, o morir en el cataclismo. Ninguno de los testigos acertó a reconocer lo que veían, aunque muchos lo sospechaban… amor, una danza, un cortejo, el teatro de la naturaleza ofreciéndonos una nueva representación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: