El mundo en el año 2050… y en el 3000

12
4659

En ufopolis nos encanta observar las tendencias científicas al respecto de los posibles escenarios que se podrían dar en el futuro. ¿Cómo serán las relaciones humanas? ¿Hasta donde llegará internet en 100 años? ¿Y en mil? ¿Cómo afectarán los cambios ambientales a nuestro cuerpo y qué tipo de evolución podríamos tener como especie? En este artículo vamos a tratar de vislumbrar cómo será nuestro mundo en en el próximo milenio:

Informática
futuro1
La informática virtual estará presente en todos los campos

Los avances en este campo son exponenciales y podría decirse que el mejor amigo del ser humano será una computadora. Con solo observarte (o enfocarte con una lentilla similar a la que aparece en la serie Black Mirror) tu dispositivo podrá conocer tu estado de ánimo “y tu corazón mejor que nadie”. Así lo afirma Steve Wozniak, cofundador de la revolucionaria Apple. “En 40 años tendremos computadoras conscientes, dotados de sentimientos, de su propia personalidad. Tu mejor amigo será una computadora”.

En el futuro próximo, internet estará omnipresente en pantallas murales, mobiliario, carteleras e incluso en nuestras gafas y lentes de contacto; con el simple gesto del parpadeo ya estaremos conectados. Se acabó el acceder a la información y navegar por internet a golpe de ratón: lo haremos más adelante a «golpe de pensamiento» haciendo uso de implantes cerebrales, que recogerán impulsos eléctricos del cerebro, podremos acceder a una página web simplemente pensando en la misma.

En el futuro será todavía más accesible el contacto con amigos y extraños. Pediremos a la pantalla organizar juegos y otras actividades con otros individuos de cualquier parte del mundo. Podremos pedir casi todo al rostro amable que aparecerá en la pantalla, el cual de antemano conocerá nuestras preferencias demostradas en contactos o recorridos anteriores.  Planificaremos viajes, estudios u opciones de rutas para comprar cualquier cosa a nivel mental.

Redes sociales
shutterstock_93301639_Fotor
Las redes sociales sabrán cómo es nuestro estado de ánimo

“En el plano social, nuestra forma de relacionarnos cambiará por completo. Habrá redes sociales empáticas, que detectarán nuestro nivel hormonal, estado físico y emociones, e interactuarán con nosotros en consecuencia.” El tecnólogo Javier Sirvent afirma que en el 2050 las redes sociales lo sabrán todo sobre ti  y que la red social ya no te preguntará qué estás pensando porque “ya lo sabrá”. Dentro de 20 años, lo más importante serán los small data, como nuestra presión cardíaca y nuestras emociones, etc., y no los big data, como ahora.

Robótica
DEF1
Los robots estarán integrados en la sociedad

Por otra parte, se realizarán avances increíbles en robótica aplicada a la biología humana. Los amputados podrán controlar sus prótesis directamente con la mente y con exquisita precisión. Serán implantes optogenéticos (que activarán y desactivarán neuronas mediante pulsos de luz) y permitirán tratar enfermedades y desórdenes del cerebro en tiempo real.

La fusión de humanos y robots será parte de la nueva evolución tecnólogica, más allá de la evolución biológica actual. También es muy posible que el protagonista de nuestra historia sea mitad humano y mitad robótico. De hecho, ya tenemos los primeros cyborgs entre nosotros, con implantes que ayudan a ver o mejoran nuestras funciones orgánicas, y manos robóticas con sentido del tacto, pero en el futuro todos tendremos órganos y partes de nuestro cuerpo modificadas para prevenir y mejorar la condición humana.

Alimentación
futuro 2_Fotor
La salud será la primera causa de preocupación a la hora de ver nuestro teléfono

La alimentación será cuidada al milímetro gracias al establecimiento de tecnologías que extraigan sangre sin dolor y midan continuamente nuestro metabolismo. La ingesta de calorías y los tipos de alimentos serán recomendados en tiempo real por programas que descargarán en nuestros smartphones al principio y en nuestra retina más adelante, información sobre nuestras necesidades a corto plazo y directamente en nuestra mente a largo plazo.

Supervitaminados y conectados
Miercoles_Futuro-de-la-ciencia3
Internet en la mente, el siguiente paso

Se estima que en 2044, todos los habitantes del mundo tendrán acceso gratis a la red. Llevaremos dispositivos en cualquier sitio con conexión continua a internet, lo que nos dará acceso a todo el conocimiento humano en cualquier parte del planeta, eliminando incluso las barreras lingüísticas actuales.

Comeremos comida fabricada en laboratorio y consumiremos nuevos alimentos más nutritivos, ecológicos y éticos. Por ejemplo, tendremos carne “cultivada” sin necesidad de matar animales, sin generar enfermedades, sin problemas ecológicos, y la carne del futuro será más barata y nutritiva”, según cuenta José Cordeiro, asesor de la NASA y presidente de World Future Society para América Latina.

Sin tardar mucho podremos incluso diseñar la carne que querremos comer, e imprimirnos el corte a nuestro gusto en una impresora 3D. Según Gabor Forgacs, presidente de la empresa Modern Meadow, que dice estar desarrollando una impresora capaz de servirte un solomillo cortado a tu manera: “Lo que fabricaremos no será exactamente lo que se obtiene cuando se sacrifica una vaca, pero tendrá el mismo valor nutritivo y el sabor”.

Transportes
conduccionautonomars2_Fotor
Se acabó el conducir

Los coches, por fin, se conducirán solos. Pero la transición a los coches inteligentes no será inmediata. Primero, serán los ejércitos quienes desplegarán sus vehículos robot; después, aparecerán modelos específicos para las grandes autopistas.

Ello permitirá que podamos navegar en internet–ese será nuestro ámbito vital– a través de lentes de contacto mientras circulamos en un automóvil que utilizará el GPS, con un error máximo de un metro.

 Prácticamente desaparecerán los accidentes de tráfico y las muertes por esa causa. Los viajes serán mucho más rápidos. Se reducirán a la mitad de tiempo o menos gracias a sistemas de propulsión de aviones distintos a los actuales, que permitirán hacer vuelos hipersónicos.

Demografía
Tecnologia_CLAIMA20150321_0157_27
Habrá información en directo de todos los parámetros sociales imaginables

Los recursos naturales al respecto de la alimentación son limitados por las imposiciones de las grandes corporaciones y a día de hoy ya se producen restricciones en el número de nacimientos en países como China. Según las últimas previsiones, no se sobrepasará el umbral de 9.000 millones de habitantes en el mundo. Asia concentrará el 50% de la población y África el 30%. India superará a China y será el país más poblado. Descenderá la fecundidad, pero no se habrán reducido las diferencias de renta entre países. Las deudas externas seguirán siendo uno de los problema principales de los países en el siglo XXI.

Por otro lado se habla de un envejecimiento de la población: el 35% de los habitantes en 2064 tendrán 50 o más años, la mayoría serán urbanos, es decir, se seguirá produciendo un abandono de los entornos rurales y la desigualdad seguirá siendo la medida de casi todo.

La actualidad lo será todo. No habrá ocasión para el aburrimiento social ni político merced a un control total por parte de los medios de comunicación.

La muerte regirá la vida y la vida sabrá de la muerte. La gente querrá saber cuándo va a morir, cuántos años le quedan de vida (y cuántos en buena salud) para organizar mejor su tiempo. Eso dará un añadido de seguridad y felicidad a las personas, según los últimos estudios. Se desarrollarán procedimientos bio-estadísticos (marcadores biológicos, telómeros, etc.).

El inicio de la vejez se retrasará y se subdividirá porque las personas mayores serán muy numerosas. Algunos denominarán «cuarta edad» a la fase final de la vida, Los países más desarrollados alcanzarán una esperanza de vida al nacer de 85,4 años (ocho años más que ahora) y los menos desarrollados 74, (13,4 más que ahora). Los 65 de ahora serán posiblemente los 74.

Medicina en el momento
technology-512210_640_Fotor
A corto plazo nuestros teléfonos nos dirán cómo es nuestra salud con cientos de parámetros

El cáncer se podrá curar con la misma facilidad que un resfriado. Bastará con ingerir pastillas de protones (u otros hadrones) que destruyan las células cancerígenas sin dañar el tejido sano. Para ello, será necesario crear comprimidos de protones de forma que, en función de la dosis y el excipiente, sea posible tratar todos los tumores.

Perfeccionar la especie humana. Esta es una predicción de Andy Miah, profesor de tecnologías emergentes y director del Instituto de futuros creativos en Escocia. Él afirma que los padres seleccionarán los genes de sus futuros hijos para eliminar enfermedades y perfeccionar la especie humana. Además, la paternidad será algo similar a los engorrosos procesos de adopción, incluso se tendrá que adquirir una especie de licencia.

Será posible hacer crecer órganos nuevos para reemplazar aquellos que estén dañados o que hayan resultado afectados por enfermedades como el cáncer.

La ‘eterna’ juventud. George Church, un reputado genetista de Harvard, afirmó que en el 2050 los humanos habremos descubierto la forma de revertir el envejecimiento y podremos vivir “jóvenes hasta el día de nuestra muerte”. Existirá ropa interior que suministre medicamentos y remedios para dolencias corrientes de forma subcutánea y sin dolor.

Aunque este súper control tiene ventajas, por ejemplo en nuestra salud, pues como dice el físico Michio Kaku en La física del futuro: “Ya nadie se desangrará hasta morir, porque al primer indicio de indisposición, nuestros microchips avisarán a una ambulancia y estaremos salvados”.

La tarea de diagnóstico se abordará comúnmente a través de programas informáticos robotizados que alcanzarán hasta un 95% de acierto en las enfermedades más comunes. Este doctor informático dispondrá de un mapa completo con los genes del paciente y recomendará un tratamiento compatible con la dotación genética e historial clínico de cada uno.

Mezcla de realidad real y realidad virtual
shutterstock_58382266_Fotor
Podrás “cargarte” conocimientos

¿Se acuerdan de Matrix? En esa cinta una persona podría ser un piloto de helicóptero o aprender artes marciales en segundos con solo cargar un programa en su cerebro. Para Evan Henshaw-Plath, confundador de Twitter, eso será realidad en el 2050. Actualmente ya se pueden manipular computadoras con las reacciones electroquímicas. Pronto “podrás instalar una lengua nueva como si fuera una aplicación del teléfono”, afirma.

En nuestras gafas o lentes de contacto veremos simultáneamente imágenes virtuales superpuestas al mundo real. Susumu Tachi, en la Universidad de Kejo, en Japón, está diseñando unas gafas que fusionan la fantasía y la realidad. Un soldado en acción podrá recibir a través sus gafas especiales información sobre la posición del enemigo e instrucciones de los mandos.

Aunque parezca una escena de ciencia ficción, la verdad es que casi toda la tecnología que hará esto posible está ya en marcha. En la Universidad de Washington, el profesor Babak Parviz ya tiene unas lentillas con una conexión muy básica, pero augura que en el futuro nos servirán para buscar información e incluso descargarla a nuestro cerebro.

En el futuro, las pantallas planas que pueden cubrir las paredes serán flexibles, extremadamente delgadas, y se abaratarán drásticamente. Se podrán usar casi como papel de pintar. En cualquier espacio, las paredes se conectarán con la realidad a través de internet. Un estudiante podrá descargar clases impartidas por profesores virtuales sobre cualquier especialidad y verlo todo sin salir de la cama.

Ya existen versiones de traductores universales pero en el futuro, cuando viajemos en un país extranjero y hablemos con nativos, veremos los subtítulos correspondientes en nuestras lentes de contacto. En la Universidad Carnegie de Pittsburg tienen ya prototipos que pueden traducir del chino al inglés o al alemán. Para ello, colocan determinados electrodos en el cuello y rostro de la persona que está hablando, captan la contracción de los músculos y a través de los mensajes electrónicos descifran las palabras que se están pronunciando, previamente traducidas.

El mundo dentro de mil años 
images
Humanos tecnológicos… a la vuelta de la esquina

Dentro de unos 1.000 años el hombre será más alto, como ha ocurrido desde 1960. Se prevé que su altura sea de 1.83 a 2.13 metros según el osteópata Garry Trainer, que asegura que “ya en la actualidad, en promedio, el estadounidense es 2,54 centímetros más alto que en los años 60 del siglo pasado”.

Nuestros intestinos se harán más cortos, por lo que no absorberán tanta grasa y azúcar, una forma natural de evitar la obesidad, dice el dentista Philip Stemmer.

El odontólogo añade que “disminuirá la dimensión de la cavidad bucal y el número de dientes, debido a que “un alimento blando requiere menos masticación”.

Además, si la fertilidad masculina sigue decreciendo, los testículos de los hombres serán más pequeños.

Las extremidades se harán más largas, sobre todo los brazos y los dedos. Esto tiene sentido debido a los numerosos aparatos tecnológicos que utilizamos con los dedos actualmente, tales como ordenadores, móviles, videoconsolas, etc.

Aumentará el número de terminaciones nerviosas, “como resultado del frecuente uso de dispositivos que requieren una compleja coordinación de manos y ojos”. Estos últimos también se agrandarán para compensar la reducción de la cavidad bucal, y “la comunicación se basará en las expresiones faciales y los movimientos de los ojos”.

También tendremos el cerebro más pequeño, a causa de que “la mayor parte del trabajo de memorización y pensamiento lo harán los ordenadores”. “Las típicas imágenes de ciencia ficción muestran a los humanos con el cerebro más grande, pero los grandes cerebros no tienen por qué ser necesariamente lo mejor”, dice Chris Stringer desde el Museo de Historia Natural.

Nuestros ojos serán más grandes para compensar el tamaño de la boca, que se hará más pequeña ya que se podría conseguir que la nutrición se base en líquidos.  Un científico de la Universidad de Lancaster explica: “la comunicación se basará en las expresiones faciales y en los movimientos de los ojos”.

El Doctor Stemmer, dentista, dice que “Incluso podríamos conseguir nuestra nutrición de los líquidos o pastillas en el futuro, lo que podría significar tener menos dientes y que las mandíbulas retrocedieran“.

Lo que menos cambiará, dicen los expertos, será la nariz, ya que gracias al aire acondicionado y a la calefacción el hombre no notará tanto el cambio en el clima. Por esta razón, la calefacción hará que tengamos menos pelo, aunque tendremos más arrugas debido a los dispositivos electrónicos.

Podríamos acabar también con el ‘cuello de pavo’, ya que la incidencia del sol en la piel haría que parte de ella se perdiera o quedara colgando.

Los humanos cada vez tendrán una piel más oscura debido a la mezcla entre las diversas razas.

Posthumanos
Morenos-cabezones-y-de-ojos-muy-grandes-asi-sera-el-ser-humano-del-futuro-segun-los-cientificos-1_Fotor
Una mente colectiva se plantea para el humano del año 3000

Nuestros cerebros estarán conectados de forma permanente a una nube de inteligencia asombrosa o cerebro global. La civilización humana se unirá para formar un organismo planetario con una inteligencia millones de veces superior a la actual.

Dicho cerebro global no procesará en menos de 100 Herzios como nuestros cerebros actuales no modificados, sino en muchos Gigaherzios, es decir, millones de veces más rápido que hoy.

Un posthumano procesará en un segundo lo que un humano actual procesa en toda una vida. Se habrá iniciado la colonización del espacio, llevando inteligencia a diferentes partes del universo. Colonias posthumanas existirán en diversos planetas del sistema solar para 3164.

La civilización posthumana será transplanetaria y básicamente inmortal.

Ufopolis.com 2015

12 Comentarios

  1. Estoy bastante de acuerdo con todo lo expuesto aquí. Desde luego, todo lo que es informática, internet, robótica, inteligencia artificial, dispositivos inteligentes, conectividad y acceso a la información será lo que constituya el centro de nuestras vidas, creo yo. No me cabe duda de que un robot o cyborg (que podrán pensar y sentir emociones), o quizá un ordenador serán el mejor amigo del hombre. La conectividad con internet será total y casi a todas horas, también a base de conexiones neuronales y dispositivos inteligentes (ya lo estamos viendo, implantes, microchips, el internet de las cosas, las Google Glass…). Todo esto y el tema de que una máquina pueda conocerte a fondo y saber lo que piensas o sientes, o un robot o incluso una red social me plantea una pregunta incómoda: ¿Dónde quedarán la privacidad y la intimidad? ¿Desaparecerán prácticamente?¿Habrá cambiado nuestra concepción de la privacidad hasta casi desaparecer? ¿O estaremos perpetuamente conectados pero seremos a la vez más “nosotros mismos” o más individualistas? Todo esto abre un debate. ¿Habrá incluso grupos rebeldes o antisistema que no quieran tanta conectividad, robots, internet, etc, y aboguen por mayor privacidad, unos valores humanos más humanistas y que no les importe en ese aspecto quedarse “rezagados”? Los avances en medicina pueden ser brutales, como apuntas. Podrá haberse dominado completamente el cáncer hasta hacerlo desparecer, y quizá el sida u otras enfermedades por venir. Estará todo el tema de la nanotecnología, la fabricación de órganos, la ingeniería genética y los avances en alimentación. Voy a confesar que soy especialmente sensible a un tema, y me gustaría despejar algunas incógnitas futuras: El tema de la degradación de los ecosistemas, la contaminación atmosférica, el cambio climático, el agotamiento de los recursos naturales, materias primas, alimentos, flora y fauna. ¿Se habrán controlado y revertido muchos de los problemas que nos amenazan? ¿Se habrá parado el efecto de los gases invernadero, de los combustibles fósiles, del deshielo y de la subida de los mares? ¿Habrá alguna forma de reparar y limpiar todo lo que hemos contaminado de forma asquerosa y brutal? Por ejemplo, existen unas máquinas denominadas árboles artificiales, que absorben grandes cantidades de CO2. ¿Se emplearán mecanismos así, o iniciativas como la de ese joven emprendedor holandés que quiere limpiar los océanos, ese continente de basura que es una vergüenza absoluta? ¿Qué habrá pasado con las masas de hielo, los glaciares, con la contaminación y salinidad de los océanos? ¿Y se salvarán especies casi al borde de la extinción, clonándolas incluso o recuperando algunas? Ojalá que sí. También tengo dudas sobre el sistema político que pueda imperar. ¿Seguirá todo igual, con una división en naciones, o se tenderá a un gobierno más global? ¿Nuevo Orden Mundial, pero en su connotación positiva, o eso es totalmente imposible? No, no lo es. ¿Qué pasará con el dinero, se le encontrará un substituto, y con el sistema económico, seguirá imperando el capitalismo y el consumismo? Parece que se impondrá una economía absolutamente globalizada, por lógica, pero ¿se volverá sostenible, dejando de ser destructiva y compulsiva como ahora?

  2. A FINES DE LOS SESENTA, PRINCIPIO DE LOS 70 SE NOS DECÍA Y YO LO CREÍA QUE ESTARÍAMOS VIVIENDO EN LA ERA ESPACIAL EN EL 2000, CON ESTACIONES EN EL ESPACIO A LAS CUALES ACCEDER TODOS Y DE AHI VIAJAR A LOS PLANETAS.
    ES CIERTO PERO SOLO PARA LOS GOBIERNOS EN LAS SOMBRAS, YA QUE HOY VIVEN HUMANOS EN EL PLANETA MARTE PERO PARA INTERESES DE UNOS POCOS.

  3. También he estado pensando mientras leía el artículo lo siguiente, y no es que sea intrínsecamente un pesimista, pero un poco sí, o mejor dicho, a día de hoy y viendo cómo evoluciona todo, hay pocas razones para el optimismo. Es lo siguiente: El futuro es fascinante o podría ser fascinante, para ser más exactos. ¿Todo será tan positivo, bonito y de color de rosa como se infiere aquí? Si nos centramos en los potenciales avances de la tecnología, la ciencia y el tema de internet, claro que se abren grandes horizontes. Pero…¿y el aspecto oscuro de ese futuro, o los muchos aspectos oscuros o negativos que podría haber? ¿habrán desaparecido las guerras, el negocio de las armas a nivel mundial, la estupidez humana aplicada sobre todo a nivel de gobiernos, élites y disputas entre naciones? ¿Unas pocas élites podrían controlar a las masas y someterlas, a nivel de información, de alimentación y salud incluso? ¿Se tenderá hacia una sociedad de tipo orwelliana, represiva y quasi dictatorial? En otras palabras, la humanidad futura a nivel mundial, ¿puede avanzar hacia una distopía? Perdón por estas preguntas, pero son posibilidades que hay que tener en cuenta. ¿Efectivamente la humanidad y sobre todo los gobiernos se van a poner de acuerdo para detener de forma efectiva y real la superpoblación mundial, el calentamiento global, la degradación de los ecosistemas, el agotamiento de alimentos, agua potable, etc? Quizá tengan que verse en una situación extrema y de máxima gravedad o riesgo, al borde de un abismo muy peligroso, por decirlo así. Finalmente, se me plantean dos cuestiones: Una, ¿Qué avances habrá protagonizado la ciencia (y digo la teórica, la de investigación, no la tecnología y los inventos)? ¿Se resolverán muchas incógnitas a nivel de conocimiento del universo? ¿La materia oscura, la gravedad, las dudas sobre el big bang, el zoo de las partículas subatómicas? Sería fascinante. La misma estructura del espacio-tiempo, ¿se comprenderá mejor? ¿Se podrá viajar en el tiempo, se descubrirán nuevas dimensiones, se descubrirán o crearán agujeros de gusano? ¿se podrá por fin viajar a velocidades cercanas a la de la luz, con otras fuentes de energía? Lo cual enlaza con la 2ª pregunta: ¿Qué pasa con los extraterrestres? ¿Se habrán descubierto, se habrá contactado? Si están aquí, entre nosotros o en nuestro planeta, o han estado aquí…¿Se les habrá descubierto a nivel oficial, se habrán mostrado? ¿O estamos solos y seguiremos solos, aunque pasen 2.000 años?

  4. Hola :

    Yo creo que se pretende pintar de rosa algo que solo estara disponible para unos pocos , como siempre.

    La manipulacion de la percepcion es su gran arma y nuestra ignorancia es su fuerza. El que no salga ningun aspecto negativo me hace dudar mucho , nada es completamente bueno , y nada es completamente malo , todo tiene sus aspectos negativos y sus positivos.

    ¿ Que os hace pensar que nos regalaran todo eso , cuando nos niegan conocimiento de cientos de años atras ?
    Es la tactica de los politicos de hoy en dia , prometer y prometer hasta que tengamos el famoso chip implantado , despues podran matarnos desde su casa sentados en un sofa y con solo apretar un boton , no sean incautos amigos , intentad ver mas alla de lo que se ve a simple vista.

    Solo hay 2 cosas infinitas , el universo y la estupidez humana , y del universo no estoy seguro.

    Un Saludo , buen trabajo de todas formas Vicente

    P.D. -> Si hay alguien que aun cree que el cancer es una enfermedad es que no escucho ni a Alfredo Embid , ni sabe quien fue Otto Heinrich Warburg.

  5. El pico del petróleo es una realidad. Los sueños de una sociedad en constante crecimiento exponencial son inviables en un mundo finito. Los minerales se agotan, las nuevas tecnologías dependen de minería especial y muy escasa, para la cual, además, hace falta mucha energía extra que en algún momento empezará a escasear. Las energías renovables y alternativas también son un sueño con fecha de caducidad, ya que dependen directamente de unas energías fósiles cada vez más escasas.

    De todas formas, estamos confundiendo progreso humano con tecnología. El ser humano puede progresar hasta cotas inimaginables sin apenas tecnología o disponibilidad súper abundante de recursos. El verdadero progreso está en nuestra conciencia, en nuestro comportamiento, en nuestro conocimiento… Al final nos daremos cuenta de que la tecnología es solo una herramienta, un apoyo, y no un objetivo en sí mismo. Todo lo que necesitamos en este mundo lo tenemos en nosotros mismos. La naturaleza es infinitamente más sabia que nosotros.

  6. Hola Vicente, en cuanto al número de habitantes futuros de la Tierra y su color de piel, el artículo difiere de lo que visualizó Paul Amadeus Dienach: él vió que en los años 3000 la cantidad de habitantes de la Tierra no excederá los 1,000 millones, que desaparecerán las razas negra y amarilla, y que el ser humano de ese futuro será de rasgos nórdicos, lo cual concuerda con los rasgos físicos de los seres que habitan otros planetas ( e.g. Pleyadianos, Ummitas). Ya que entiendo que se llegará a una raza humana universal. En cuanto a este tema en particular, considero que es más preciso lo visualizado por Paul Amadeus Dienach.

  7. Creo que a pesar de que en este artículo no se mencionen ni tengan en cuenta ni de refilón los aspectos oscuros o negativos que podría tener este futuro aquí pintado, con los consiguientes perjuicios para, no nos engañemos, los seres humanos y el planeta Tierra, el artículo es indiscutiblemente brillante, con mucho mérito, bien pensado y bien trabajado. Creo que el tono y la intención del artículo, mirando hacia el futuro, es netamente positivo, constructivo, esperanzador, intentando fijarse en esos maravillosos avances que podrían protagonizar la técnica, la ciencia y las tecnologías de la información. Y ese enfoque y esa (supuesta) intención es muy loable, porque si perdemos la esperanza, ¿qué nos queda? Los nubarrones sobre el futuro de esta civilización humana son más que evidentes. Coincido totalmente en las reflexiones del usuario “Caminante”. Confundimos progreso con tecnología, y hay muchas clases de progreso. Pero nuestra actual civilización, en todos sus estamentos (políticos, gobiernos, sistema económico, cultura, entretenimiento…) está obsesionada con esa clase de progreso que implica crecimiento, crecimiento y más crecimiento, y eso implica destrucción del planeta, de la naturaleza, de los ecosistemas, agotamiento de materias primas y alimentos, contaminación, descontrol en la natalidad y un largo etcétera que si no cambia no traerá nada bueno. Todo podría ser diferente, claro, empezando por abandonar los asquerosos y contaminantes combustibles fósiles, pero sabemos los intereses que hay detrás. Coincido en otro comentario: Las élites de poder, actuales y futuras, siempre van a intentar tener a los individuos sometidos, controlados, tamizados a nivel de saber, información (la esencial, no la del día a día y los telediarios) y coartarán una eclosión y disfrute total de esos maravillosos y potenciales avances, por extraño que suene. Saludos.

  8. Hola:
    La tecnología de los próximos cincuenta años no nos va a hacer más libres, los avances más espectaculares serán cada vez más para una élite escogida.
    La tecnología nos esclavizará más, a pesar de los avances en el Siglo XX y lo que va de este, no ha supuesto un retroceso en las miserias y en las desigualdades que vemos por todas partes.
    Estas tecnologías no han supuesto mayores ingresos para la inmensa mayoría, si no todo lo contrario.
    Las rentas han bajado, los derechos laborales se han desplomado a niveles de principios del siglo XX, este mundo feliz que nos venden es un espejismo. El futuro es una masa de borregos, cada vez con menos coeficiente intelectual, una alimentación mortífera, una dependencia del petróleo cada vez mas acuciante, y una esperanza de vida en retroceso desde los noventa en todo el mundo, ver datos de la OMS.
    El futuro ya no está en nuestras manos porque hemos cedido la responsabilidad de nuestras decisiones vitales y actos al control total a cambio de la comodidad de que otros decidan por nosotros.
    Nadie se esfuerza por entender como nos estafan unos criminales en el plano económico, monetario, social y político y menos aun, nadie hace nada ni toma las decisiones importantes para matar al parásito por inanición.
    Un saludo.

  9. “El futuro es una masa de borregos, cada vez con menos coeficiente intelectual, una alimentación mortífera, una dependencia del petróleo cada vez más acuciante…”. “El futuro ya no está en nuestras manos porque hemos cedido la responsabilidad de nuestras decisiones vitales y actos al control total a cambio de la comodidad de que otros decidan por nosotros.
    Nadie se esfuerza por entender cómo nos estafan unos criminales en el plano económico, monetario, social y político y menos aún, nadie hace nada ni toma las decisiones importantes para matar al parásito por inanición”. Julio, no puedo más que aplaudir tus sentencias y estar más de acuerdo. Desgraciadamente, creo que tienes bastante razón, ojalá no hubiera motivos para que desconfiáramos todos de esos avances tecnológicos disfrutados a nivel democrático y masivo, de ese mundo feliz para potencialmente todos los humanos, donde ciencia y tecnología podrían solucionar tantos problemas. Bueno, creo que sigue habiendo espacio para una mínima esperanza. El futuro sí que podría estar en nuestras manos. Sí que hay gente que se esfuerza para entender cómo nos estafan, engañan y mienten. Sí que existe gente con espíritu combativo, quizá la humanidad deba verse, como dejé entender, entre la espada y la pared para reaccionar y atacar los problemas, actuar, la gente de a pie, antes de que lo hagan los malditos e inútiles gobiernos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.