Microrrelatos del misterio: en la estación espacial…

9
1977

ISS_after_STS-124_06_2008

Con la reciente visión de la espectacular película de Alfonso Cuarón os presentamos una imagen de la estación espacial internacional.

En base a esta foto, hoy os presentamos una nueva entrega de microrrelatos del misterio, de los que ya conocéis las normas: menos de 100 palabras, en una historia que pueda inspiraros la fotografía de este post y que debe empezar con la siguiente frase:

En la estación espacial…

Este es nuestro microrrelato:

En la estación espacial todo era diferente aquella mañana. Todo estaba invertido. Los colores, los objetos, los cables, las manillas de las puertas, y hasta las letras de los carteles. Veía el mundo y no reconocía los colores. Era como si me hubiese despertado en otra dimensión, en un universo paralelo en donde la vida se veía en negativo. Salí de mi habitáculo y me encontré a mis compañeros astronautas mirando por la ventana. La tierra era un inmenso cuerpo plateado y negro, y el espacio era blanco, tanto como el mismo cielo. En aquel mundo no podíamos hablar porque las palabras salían al revés, pero con los espejos comenzamos a descubrir cómo hacerlo…

Esperamos vuestras aportaciones o como queráis, si queréis continuar la historia, vosotros mismos…

Ufopolis.com

9 Comentarios

  1. LA ESTACIÓN ESPACIAL … llevaba dos días sin impartir ninguna señal de vida. Habían seis astronautas a la deriva, en ese mecano en órbita. Los paneles solares estaban funcionando pero las cámaras no eran capaces de descubrir donde estaban.Rusia,Canadá,Japón y Usa esta vez unidos y preocupados por estos desaparecidos tripulantes.El gimnasio vacío,los dormitorios sin hacer,los baños con luz.DONDE ESTABAN …era el tercer día de incertidumbre.Nos preparábamos para regresar a casa a dormir, cuando se produjo un relámpago,seguido de un destello azul que trajo de la nada a estos seis mortales de vuelta. Les enfocamos sus caras en primer plano y lo que vimos fue aterrador… sus semblantes impávidos,las barbas crecidas y sus ojos de REPTIL !!!

  2. En la estación espacial, me di cuenta del peor error de mi vida, pertenecía a una de las familias mas poderosas del mundo,LOS RO…)ejercíamos un innegable poder, conspirábamos desde las sombras, reuníamos a nuestro alrededor verdaderas marionetas humanas, que movían los hilos del mundo. Este vuelo privado era mi ultimo derroche de dinero. Mi soberbia no me permitió ver como esa ELITE vería mi decadencia. La muerte me asechaba. La maldad de mi ser, alejo mi ALMA, ya no me pertenecía, ese pacto diabólico hecho en mi juventud se apoderaría de ella. Esa estación me abrió los ojos por primera vez, vería el mundo frente a mi y no debajo de mi!!!pero era tarde ya me había… CONDENADO

  3. Ufopolis sera posible que agranden el espacio para escribir, es muy incomodo y resulta dificil darse cuenta de las comas y puntos. Perdón me picaban las manos por escribir, nunca mas, solo uno a la vez.un abrazo !!!

  4. Vamos a ver si podemos ampliar el espacio. En todo caso, siempre puedes escribirlo en un procesador de textos y luego copiarlo aquí. Un saludo Maria José, y gracias por tus microrrelatos!!!

  5. En la estación todo era caos. La tripulación, frenética, no conseguía reaccionar y el pánico se había adueñado de ellos. La brecha abierta por el impacto de aquel objeto desconocido era enorme y a menos que fueran capaces de taponarla de inmediato, se verían obligados a abandonar la estación urgentemente. ¿Pero cómo? Apenas había tiempo para preparar la cápsula de escape, y los sistemas de control de la estación informaban de constantes fallos en la estructura…era cuestión de tiempo que todo estallara. Resignados a su suerte, miraron por última vez hacia su añorada Tierra y esperaron su fatal destino.

  6. Si no me equivoco, 100 palabras justitas.
    Muy interesante la propuesta de estos relatos, aunque muy corto el margen de palabras, en mi opinión. Gracias. ;)

  7. Despierto de un mal sueño, a duras penas salgo del saco cuando escucho a Hugo llamarme por mi nombre desde la otra punta de la estación, siempre le estaré agradecido por no dejarme solo aquí arriba, aún adormilado, floto por el oscuro pasillo, Hugo sigue llamándome, esta vez, parece que proviene del laboratorio biológico, seguramente estuvo trabajando toda la noche sin darse cuenta, aquí arriba el tiempo es solo una palabra. De repente, un crujido del otro extremo, Hugo sigue llamándome, brúscamente, un brazo tapa mi boca, escucho a Hugo llamándome, impotente, giro mi cabeza y miro el rostro del agresor, era Hugo, pétreo por el miedo, tratando de susurrarme al oído con voz temblorosa “…no vayas… yo también puedo oírlo..”

  8. En la estación espacial una mezcolanza de incertidumbre y asombro dio paso a un miedo que paralizó a sus cuatro tripulantes. La comunicación con el planeta se había cortado, docenas de miles de objetos del tamaño de un grano de arroz se dirigían hacía el hogar de sus familias y, aunque desconocían que formaba esa marea galáctica, tenían la certeza que los radares terrestres no alcanzarían a detectar tan minúsculos elementos. Tantor comunicó a sus compañeros la idea de usar la estación para reflejar la luz del sol hacía la Tierra, como si de una linterna haciendo señales se tratara, y tras la histeria se pusieron a trabajar en la que podría ser su última misión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.