OPINION: Madrid 2020, nuestro merecido

Share on Facebook23Tweet about this on Twitter2

Un título duro tiene este post, sin duda, y habrá muchos a los que les parezca hacer leña del árbol caído. Pero en esta vida hay que ser realista y lo cierto es que el título es perfecto para esta lamentable situación. Tenemos nuestro merecido al haber sido eliminados de manera tan infame. ¿Por qué comento esto? Por lo siguiente:

1. España ha salido escaldada porque es posible que los miembros del COI hayan seguido durante una sola semana toda la actividad de España y se hayan quedado literalmente acojonados. Televisiones manipuladas, vetos a comparecencias del presidente del gobierno para hablar sobre corrupción, datos del paro manipulados para intentar ocultar la tremenda vergüenza que se está haciendo a nivel laboral, falta de revisión de un salario mínimo interprofesional a la altura de Africa, monarquía desmadrada con nuestro dinero público, aeropuertos sin uso, cargas policiales ultraviolentas, una falta de vergüenza completamente antológica, y podríamos seguir en un larguísimo etcétera.  Nosotros lo toleramos porque los corruptos siguen en sus puestos. Luego, nosotros damos la imagen al COI de que aquí vale todo. mapa de la corrupción en España. “Sorprende” la concentración de casos en Madrid y en Valencia.

corruptodromo

2. Madrid, un ayuntamiento con una deuda de 7000 millones de Euros (la mayor deuda de un ayuntamiento del mundo) quería endeudarse aún más y eso no ofrecía muchas garantías al COI. Quizá porque podría haber ocurrido como con el nuevo estadio del Valencia C.F. paralizado desde 2009. Una imagen de un país solvente sin duda (ironia ON), cuyos dirigentes se dedican a destruir el futuro de los ciudadanos. Ellos son ricos. Ya pagarán los pobres. Esta es la Marca España.

corrupcion_270x250

3. Los políticos de este país, amigos de la corrupción, se han apuntado a este carro a sabiendas de que TODO lo que sea desviar la atención del caso Bárcenas o el caso de los ERES es mejor que nada. La gente a dormir la siesta, al alcohol, el “furbol”, los toros, y el tinto de verano don Simon, fiesta pal calor. No es serio darle un proyecto a gente que está privatizando la sanidad (es decir, sino te puedes pagar el médico, muérete) o la educación (es decir, sino tienes dinero sé un analfabeto y vete al paro). No es serio darle las olimpiadas a gobiernos que masacran a su población en manifestaciones que piden justicia. Este es el aspecto de la casa del pueblo. Se están defendiendo… de la gente que pide justicia.

25-s-rodea-congreso-1-640x640x80

Lo mismo esto no da buena imagen: son policías antidisturbios destrozando personas en España. Es franquismo permitido, fascismo permitido. Es lo que es España. Las imágenes a continuación pueden herir la sensibilidad del espectador. Podría ser usted.

 

 

4. En este país no se apoya al deporte, solo al Real Madrid y al Barcelona, el opio del pueblo. Mientras que todo eso pasa, los desahucios siguen ocurriendo, y las ayudas a los bancos no se devuelven. ¿Ustedes confiarían en un país que coge 41.000 millones de euros a los ciudadanos y se los da a los bancos por una crisis estafa creada por esos mismos bancos? Yo no. Es la moral española. Los señoritos y los currelas, los de arriba y los de abajo. Paga estos fastos que yo me hago la foto. Paga la visita del papa con millones de euros y olvida sus casos de corrupción y pederastia. Paga a estos dos partidos políticos (PP y PSOE) el 95% de sus presupuestos con dinero público para eliminar a los demás partidos y que sigan favoreciendo a la banca y a las grandes multinacionales. Es la marca España, la que siempre ha funcionado en un país en el que los criminales de guerra del franquismo se mueren en sus camas y los jueces que tratan de sacar la verdad a la luz son inhabilitados de por vida. Eso es así. Asesinos que duermen tranquilos porque la justicia les protege.

deficit-situo-millones-euros-abril_TINIMA20130528_0755_18

5. Es esa España que quiere dar una imagen de solvente, cuando es pobre, falsa, cateta y rancia. Es esa España que roba al pobre para darle al rico. Es esa España que manipula sin pudor las cifras de cualquier encuesta y de la que se descojonan en el extranjero porque aquí cuela y allí no. Es esa España donde el valor de las personas es el dinero que tienes en tu cuenta corriente, un país donde los arquitectos y los ingenieros trabajan en los McDonalds. Es ese país en el que la sociedad prefiere el alcohol y las drogas a hablar de lo realmente importante: cómo derribar este sistema. Es ese país en donde una alcaldesa hace el ridículo y en su partido nadie sale públicamente a reprocharlo. Es un país-secta. Y eso no parece muy olímpico, señores.

Share on Facebook23Tweet about this on Twitter2
32 Comments

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *